II.1.11.- La campaña electoral: Cumplamos con nuestra responsabilidad

25/enero/2011 Por Rafael Catalán Valdés

       Escribo este artículo el martes 25 de enero de 2011. Estamos a cinco dias de las elecciones. Lo que los partidos políticos contendientes hicieron, o dejaron de hacer, ya terminó. Sus aciertos, o sus errores, ya son cosas del pasado. Ahora solo queda esperar a que llegue el momento de ir a votar, y hacerlo.

      Sin miedo a posibles violencias, o dominando el miedo, pero ir a votar. Es mucho lo que está en juego como para no hacerlo. Los próximos cuatro años y medio Guerrero tendrá, inevitablemente, un nuevo Gobernador.  ¿Quien será? Eso dependerá de nosotros, y de nadie mas. No votar sería desaprovechar una oportunidad que tan solo se presenta cada seis años (en esta ocasión cuatro y medio). Y esto, estimados lectores, sería muy lamentable para todos.

      Ahora bien :

  •     ¿ Que no nos convencío ninguno de los tres ? No se queden en sus casas. Vayan, con fervor cívico, a la casilla y anulen su voto, escribiendo cláramente en la boleta la palabra NULO. Pero… voten, a modo de que quede constancia estadística de su desencanto con los candidatos, con la forma en que se realizaron las campañas, con el dispendio, y con la paupérrima calidad de cultura política que se evidencío.  Que su rechazo se sienta. Que su rechazo se haga notar, y que los guerrerenses envien a los partidos políticos, a los candidatos, y al país entero, un mensaje muy claro :                ¡ ESTAMOS HARTOS DE ESTA MANERA DE HACER POLITICA !  ES IMPERATIVO QUE HAYA UN CAMBIO ! ¡LOS GUERRERENSES EXIGIMOS EL RESPETO QUE NOS MERECEMOS !
  • ¿ Que hemos decidido votar por alguno de los tres candidatos ?  Excelente. Vayamos a las urnas y votemos por él, con valor, con la convicción de que es el Gobernador que queremos para los próximos años. Que es el Gobernador que Guerrero merece y necesita para sacarlo del atraso en que se encuentra, y en el cual ha estado por décadas. Que es el Gobernador que va a oxigenar y renovar a la clase política que hemos, tambien por décadas, tenido, prendidos, en un puesto o en otro, a la ubre del presupuesto.Ya basta de ver siempre las mismas caras en el gobierno.¿ O será acaso que ya se acabó la cantera de la cual surgían los políticos nuevos ?… Que es el Gobernador que hará todo lo posible, e intentará hacer lo imposible, para que disminuya la inseguridad, los balazos, los asesinados, los decapitados, que no solo nos tienen atemorizados si no que impiden que vengan los turistas ( nadie va a pasear a un territorio en guerra ), que vengan los proyectos productivos en nuevos hoteles y condominios, en la agroindustria, en la minería, en carreteras nuevas tan necesarias. Si es el caso, repito, que ya hayamos decidido que ese es el Gobernador que queremos, votemos, sin dudas, por él.
  • No quiero sonar cursi con frases grandilocuentes, pero, guerrerenses, el próximo 30 de enero de 2011 tenemos una cita con la historia. Cumplamos con nuestra responsabilidad.

       A juicio del autor, esta campaña política que está terminando resultó profundamente decepcionante, por numerosas y diferentes razones. Con su venia, mencionaré solo algunas, pues tengo la impresión de que los guerrerenses estamos hartos de hablar, y de oir hablar, de política. No olvidemos que a la inmensa mayoría de la población la política no le interesa en lo mas mínimo. Esto se ha reflejado, de alguna manera, entre los lectores de este blog: El número de visitantes a él, y el número de comentarios recibidos por parte de ustedes, han disminuido sensíblemente desde que los artículos fueron solo dedicados a las campañas.  Seré, por lo tanto, breve.

  1. Las campañas en Guerrero fueron, fundamentalmente, huecas y sin contenido programático. Cierto, los tres presentaron programas de gobierno como parte de sus ofertas políticas, pero dan la impresión de haber sido hechas de prisa, casi sobre las rodillas. Un programa de gobierno debe hacerse con tiempo, consensuado, y ser realista y viable. Cierto, las campañas fueron de corta duración, y el triunfador tendrá mas tiempo para elaborarlo, pero las principales ofertas fueron hechas mas para ganar votos que para beneficiar a Guerrero. Con un claro tufo de retórica populista… Que si fertilizante gratis… que si reformar la constitución… que si la cumplidora… que si eliminar la tenencia,(por cierto, a cuantos de nuestros campesinos que no tienen auto, a cuantos habitantes de La Montaña, que no tienen coche, va a beneficiar no tener que pagar tenencia)… que si gobernar con los programas con los que gobierna Ebrard, etc.   Señores:  Seriedad, por favor. Guerrero tiene un Gobierno que maneja magros recursos. Su recaudación por el impuesto predial es minúscula. Depende casi en su totalidad de los impuestos que deja la actividad turística, pero, sobre todo, de las aportaciones del Gobierno Federal. La retórica política fue, casi,  como los fuegos artificiales en la bahía de Acapulco el 31 de diciembre: Muy atractivos, de corta duración, y diseñada para atraer la atención. En los programas de gobierno los candidatos dijeron “el que”. Pero no dijeron “el como”.
  2. El tema de la inseguridad, de la violencia, pasó desapercibido. Casi ninguna mención. Si acaso se mencionó fue para hacer votos por que la violencia no fuera a empañar, a ensuciar, el proceso electoral. Pero, por favor, como se explica que la principal demanda de la población -alto a la violencia- no fuera uno de los temas torales de la campaña. El autor comprende que este flagelo es de tal magnitud que trasciende su solución al ámbito estatal. Pero lo que no comprende es el por que ni siquiera se mencionó, con un pronunciamiento que pudiera haber sido de este tipo: ” Actuaremos en mayor coordinación con las autoridades federales para luchar por contener, y disminuir en lo posible, la violencia en el Estado de Guerrero “, o algo por el estilo. Pero, nada. Como si Guerrero fuera un Estado de Suecia, o un cantón de Suiza. ¡ Que insensibilidad ! 
  3. El tenor general fue el de ofrecer dádivas, muy de acuerdo con el paternalismo que ha caracterizado a los gobiernos, tanto federales como estatales, en las últimas décadas: El ya mencionado fertilizante; los uniformes y útiles escolares gratis; las láminas y el cemento, gratis… ¿ Quien da más ?…¿ Votaremos por aquel que dé mas ? ¿ De que estamos hablando, de un proceso electoral o de una subasta ? ¿ Que no han comprendido nuestros gobernantes que lo que el pueblo quiere es oportunidades de trabajos bien remunerados… es vivir en paz y con seguridad…es sentir confianza y no temor al ver a un policia ? El pueblo guerrerense es un pueblo con una gran dignidad. Que haya crecimiento económico para que haya trabajos; que haya paz para vivir con tranquilidad, y ya no lo tengan sometido a las dádivas y limosnitas que llegarán, eso si, siempre y cuando voten por quien el gobierno quiere que voten.
  4. ¿Lo que pasó en Guerrero en los últimos meses fue una campaña electoral, o fue ver quien llevaba a los artistas mas populares, a Joan Sebastian, a Galilea Montijo ? Que degradación de la política. Hace algún tiempo, las campañas eran una oportunidad para que los candidatos pudieran hablar, en corto, cara a cara, con el pueblo, para conocer mejor las necesidades de las gentes, para escuchar sus inconformidades y reclamos, para explicarles que pensaban llevar a cabo en caso de ganar las elecciones… Ahora : Televisión, prensa, internet, mítines masivos en los que el pueblo solo escucha, y el candidato es el único que no escucha.
  5. Al tomar su decisión presten mas atención al pasado de los candidatos, a su conducta cuando gobernaron o legislaron, a su prestigio, a su honradez o falta de ella, a su fama pública, y menos atención a lo que dijeron, o hicieron, durante sus campañas, ya que, ya sabemos, la retórica electoral está integrada tan solo por palabras, y ya conocemos lo que les pasa a las palabras.
  6. Para concluir, y lograr ser breve, considero al proceso electoral en Guerrero, en el 2011, como un gran desperdicio de tiempo, de esfuerzo y, sobre todo, de dinero. Creo que puede calificarse – y no lo digo solo yo – como una campaña sucia. ¿ Y todo para que? Para que al final las preferencias electorales en el Estado quedaran mas o menos como estaban al principio ? Puntos mas, puntos menos.

     Ahora una petición, estimados lectores : Pese a todo, el 30 de enero llegará ineludíblemente… El primero de abril llegará ineludíblemente tembien, y ese día Guerrero tendrá un nuevo Gobernador. Y está en nuestras manos, en nuestros votos, lograr que triunfe el mejor… o, ya de perdida, y como pasa en todo el país, que llegue el menos peor, como dicen mis amigos campesinos.

     Permítanme hablar de otro tema:

      Deseo comunicar a mis lectores, -a mis cuatro lectores, como dice Catón – que este blog continuará mas allá del tiempo, mas allá del 30 de enero. Cambiará el contenido, ampliandose -ya no tan solo Guerrero, aunque por supuesto  seguiré hablando de él – y cambiará el alcance.  Tocaremos aspectos políticos y económicos a nivel nacional e internacional, como ejes conductores principales, pero,  tambien,sobre cultura, educación, ética, renovación moral, patria, eventos de actualidad, etc.  Habrá  una modalidad que considero puede resultar de interés para los lectores: Se convertirá en una tribuna abierta a colaboradores diversos interesados en publicar,   bajo su nombre y responsabilidad, artículos que sean de interés general, que conserven el nivel de calidad, profesionalismo y respeto que el autor ha mantenido, y conservando siempre el objetivo y el rumbo, esto es, que sea un vehículo para comunicar aquello que eleve y mejore la cultura, los conocimientos, las ideas, las iniciativas de los mexicanos, con este formato interactivo que permita el diálogo y, por que no, el debate.

     Mientras tanto, termino este artículo como todos

                                                          ¡¡   GUERRERENSES …  DESPIERTEN  !! 

     ¡Extra!    ¡Extra!

      Son las 19:35 horas de este martes 25 de enero de 2011. En este momento está informando el comentarista Pepe Cárdenas en su programa de televisión por Radio Fórmula, que el candidato a Gobernador de Guerrero por el Partido de Acción Nacional, Marcos Efrén Parra, ha declinado su candidatura para sumarse  a la del Lic. Angel Aguirre Rivero.

2 comentarios to “II.1.11.- La campaña electoral: Cumplamos con nuestra responsabilidad”

  1. Carina Terán Dice:

    El miserable porvenir del próximo gobernador

    En unas horas, los políticos de Guerrero y sus asesores lucharán, bajo el principio de la justificación de los medios, para garantizar la mejor ofrenda posible al demonio del poder.

    Como lo demostró Nicolás de Maquiavelo en el fascinante texto El Príncipe, el acceso y conservación del poder requieren la supresión del cuestionamiento ético y el desplazamiento del bien por formas perceptibles de caridad pública; es decir, en términos políticos, el bien tiene un poco o un nulo efecto práctico.

    Así, el mundo demonologizado de la política acaba con la humanidad de nuestros gobernantes. Una muestra de ello, quizá una de las más terribles, es el lenguaje.

    Porque la enunciación política se construye en el cálculo.

    En el otro extremo de la banalidad y el desinterés con el que nos comunicamos cotidianamente, los hombres politizados, envilecidos por la conservación de un abstracto, el poder, intentan someter el lenguaje a su voluntad.

    Construyen sentencias pensando en planas y en noticias, atacan la palabra verdadera, simulan, eluden, injurian, sofocan el lenguaje hasta hacerlo un objeto más, es decir, lo vuelven nada.

    ¿Para qué?, o como lo cuestionó la sabiduría mística de Ignacio de Loyola: ¿de qué les sirve ganar una elección si pierden o arruinan su vida?

    ¿El poder les asegura el acceso a lo más valioso de la existencia, aquello por lo que realmente vale la pena vivir?

    ¿Es el poder el pago para encontrar la amistad y el amor verdaderos?

    ¿Puede el poder derrotar al mal, volvernos más felices?

    ¿Son los políticos de Guerrero, ejemplos de inteligencia, de alegría, de paz y de lo que podríamos llamar la buena vida?

    El único mando que podría asegurar la humanización de nuestros políticos, sería aquél encarnado en el servicio generoso.

    Así lo entienden aún algunos pueblos en donde el mando es concebido como una donación; ellos, los que ejercen la gobernanza, son quienes ponen más, quienes trabajan más, no obtienen ningún beneficio material de su mando, sólo la felicidad verdadera de servir.

    Quienes han experienciado el don del servicio desinteresado por quien se ama, no por el abstracto: el pueblo; sabrán que en esta encarnación mínima del bien se encierra la única posibilidad humana de ser felices.

    Por eso el próximo gobernador será profundamente infeliz durante y después de su mando, creará un círculo de mentiras a su alrededor, se sentirá poderoso, será adulado, carecerá del tiempo de la vida para profundizar en su libertad, gozará de viandas que consumirán su cuerpo y pensará en lo efímero de su mando y en la crueldad de sus críticos y de un pueblo al cual considerará malagradecido.

    Vivirá con temor de ser victimizado y será vigilado por hordas de medios ávidos de escándalos.

    Pasará sus días diciendo los mismos abstractos en los que se consume la praxis política, los escuchará de otros, mientras manipula conciencias, abate enemigos y compra fidelidades.

    Desde la compasión, abrazo a quien será nuestro próximo gobernador, lo compadezco.

  2. Rafael Catalán Valdés Dice:

    Estimada Carina Terán: Permítame felicitarla por su comentario. Excelente en el contenido y en la forma. Efectívamente, la vida del gobernante puede ser una carga muy pesada, a menos que se tenga un aauténtica vocación de servicio. Esperemos que ese sea el caso del Lic. Angel Aguirre, quien resultó triunfador en los comicios. (Escribo esta nota el lunes 31 de enero). Muchas gracias por su comentario, y espero que siga usted leyendo este trabajo, y siga enriqueciendolo con sus comentarios. Atentamente. Ing. Rafael Catalán Valdés.

Escribe un comentario

Subscribe without commenting

RSS Feed